Seguridad

Entre las iniciativas esta la duplicación de vehículos para el patrullaje municipal, la detección de vehículos robados y alarmas comunitarias


Este jueves la municipalidad de Maipú anunció el inicio de un Plan Integral de Seguridad comunal, que incluye la duplicación de la dotación de vehículos para el patrullaje municipal, la incorporación de herramientas para detectar vehículos robados y además de una inversión en alarmas comunitarias. El plan tiene como objetivo reforzar la prevención en la comuna ante la ola de delitos violentos que afecta al país.

“Hoy, vemos lamentablemente niveles de violencia para los cuales no estábamos acostumbrados. El Estado tiene que comenzar a dar una respuesta mucho más efectiva. La agenda prioritaria de cualquier proyecto transformador tiene que ser la agenda de seguridad, porque no puede haber ninguna transformación que avance en justicia social, si antes no somos capaces de garantizar una sana convivencia”, afirmó el alcalde Vodanovic en la ceremonia del lanzamiento del plan, realizada en el Parque Tres Poniente.

Al acto asistieron también representantes de Carabineros y PDI, entidades que están en constante coordinación con la Municipalidad para resguardar la seguridad.

Son 16 los vehículos adquiridos con recursos municipales -12 tipo sedán, tres camionetas y una van-, que vienen a reemplazar una flota de ocho autos. Estos reforzarán operativos y rondas de patrullaje, sobre todo en los pasajes más pequeños de la comuna. Asimismo, cuentan con un diseño basado en el patrón Battenberg con material reflectante, al igual que es ocupado por las policías de varios países de Europa para ganar mayor visibilidad.

Además, los patrulleros municipales contarán con ocho lectores de placa patente, que permitirán detectar vehículos con encargo por robo. Esa incorporación es relevante ya que el robo de autos es uno de los delitos que ha aumentado en lo que va del año en Maipú: un 130% respecto al mismo periodo del año anterior.

El Plan Integral de Seguridad Comunal contempla además la instalación de más de 5.700 alarmas comunitarias, gracias a la inversión de la Municipalidad y la Subsecretaría de Prevención del Delito. Por otro lado, la Municipalidad cuenta con un Fondo de Seguridad de 50 millones anuales disponibles para la comunidad. De esta forma, los vecinos pueden acceder a inversiones de manera participativa y poniéndo énfasis en lo que los barrios consideran primordial.

El trabajo en Maipú también tiene un enfoque preventivo a través de gestores territoriales, proyectos de mejoramiento de espacio y equipos de atención psicosocial, con el objetivo de prevenir las causas y factores de riesgo para la comisión de delitos y violencias.