ANEF entrega reconocimiento y distinción “Fresia Arcos” a expresidenta Bachelet

bachellet

El galardón le fue conferido por su lucha y defensa de los DD.HH. de mujeres, niños, niñas y adolescentes


En una ceremonia realizada en las dependencias de la Agrupación Nacional de Empleados Fiscales (ANEF), José Pérez Debelli, presidente del gremio, le entregó el reconocimiento y distinción “Fresia Arcos” a la expresidenta Michelle Bachelet Jeria, por su lucha y defensa de los Derechos Humanos de mujeres, niños, niñas y adolescentes.

Este hito se enmarca en la celebración de los 80 años de la ANEF y el 75º aniversario de la Declaración Universal de los Derechos Humanos de la ONU. Además, en la ceremonia se hicieron presentes el subsecretario de Justicia y Derechos Humanos, Xavier Altamirano Molina; el vicepresidente de la ANEF, Helmuth Griott; y la vicepresidenta de Mujer y Género de ANEF, Gina Senas Ruiz.

Tras la actividad, Bachelet agradeció a la ANEF y señaló que “es un honor recibir un reconocimiento que tiene el nombre de una extraordinaria trabajadora del sector público que siempre luchó por los derechos de los trabajadores y trabajadoras, y el derechos a tener pensiones justas. Es un tremendo honor, habiendo sido funcionaria pública prácticamente toda mi vida, salvo en la época de la dictadura, donde no me dejaron trabajar en el sector público. Agradezco a José Pérez y a toda su dirigencia por este hermoso gesto y honor”.

Pérez, en tanto, valoró el contexto en que se enmarca esta ceremonia y aseguró que “para la ANEF es una obligación hacer un alto, y aprovechamos la instancia del 75º aniversario de la Declaración Universal de los DD.HH. de la ONU y nuestro aniversario Nº80, para hacer un reconocimiento para las mujeres que han trascendido la política y el trabajo público, social y sindical”.

El líder de la ANEF también agradeció la presencia de la expresidenta Bachelet y de las autoridades, indicando que “hicimos esta ceremonia en nuestra sede patrimonial, junto a dirigentes, el territorio, y fue un momento emotivo, de reflexión y de ocupación, pensando en lo que tenemos a la vista, que es un texto que nos trata de condenar, nos trata de colocar la lápida, al no reconocer los derechos fundamentales de trabajadores y trabajadoras”.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *